Lothar Herbert Matthaüs

Anuncios

¿Y el Bayern qué? ¿otra vez campeón de Europa? La sexta que consigue el club alemán, que este año ha cumplido 120 años. Además la ha conseguido de una manera tan brillante que cuesta recordar un campeón tan absoluto. Por ejemplo, el Liverpool de Klopp nos parecía una pasada, y perdió 4 partidos hasta lograr ser campeón en 2019, pero este Bayern no ha encontrado rival, ha ganado todos los partidos de la competición, endosando goleadas históricas como el 2-7 al Tottenham y el 8-2 al Barça, una auténtica locura muy difícil de conseguir en tiempos modernos.

El Gigante Bávaro comenzó a ser un equipo grande a finales de los 60 y sobre todo a partir de 1970 con la llegada de Udo Lattek al banquillo y la consagración de una generación de futbolistas irrepetibles que pusieron al club y al fútbol alemán en lo más alto. Los Müller, Beckenbauer, Breitner, Hoeness, Maier y compañía se mostraron como un equipo invencible que ganó tres Copas de Europa consecutivas en la década de los 70. 
Se consolidó el Bayern como un club ganador, y tanto en la década de los 80 como en la de los 90 acarició de nuevo la orejona, aunque le faltó fortuna. Uno que no la ganó ni en el 87 ni en el 99 fue Lothar Matthäus, que por su aporte al club y al fútbol, sin duda mereció una Copa de Europa en su palmarés. Es casi inexplicable que un futbolista como Matthäus no haya podido representar al Bayern en ninguna de las conquistas europeas del Bayern.

Muchos crecimos con Lothar Matthäus como símbolo del fútbol alemán. Fue un futbolista de diez, líder de su club y también de la selección alemana, con la que disputó cinco mundiales, 82, 86, 90, 94 y 98. Fue campeón de Europa en el 80 a nivel de selecciones y del mundo en el 90, año en que también ganaría el balón de Oro.
Con un palmarés inmenso, se le resistió la Copa de Europa. En 1987 la perdió con el Porto y en 1999, la perdió con el Manchester United. De hecho, fue sustituido como virtual Campeón de Europa en los últimos minutos de la final de Barcelona, la de la increíble remontada del Manchester United. Por un momento a algunos nos vinieron las imágenes del 99 con el cambio de Thiago Alcántara.

Jugó en el Borussia Mönchengladbach, Bayern de Munich en dos etapas, Inter de Milan, y se retiró en el Metrostars de Estados Unidos.

Maradona dijo de él que fue el mejor rival al que se enfrentó. Matthaüs transmitía carácter a su equipo y con su talento, su control, su pase, su dominio en el centro del campo, su lucha constante y un disparo muy peligroso, se convirtió en un centrocampista total al que todos querrían ver en su equipo. Una bestia de futbolista y leyenda de un club tan histórico como el Bayern de Munich. De los mejores futbolistas que hemos visto.