Sabin Bilbao Bolumburu

Anuncios

Recordamos la camiseta Rox del Deportivo diseñada por Enrique Cabarcos y recordamos como la lució de bien Sabin Bilbao, zaguero vizcaíno que tras jugar en el Alavés destacó en el Sestao y en el Deportivo de la Coruña a finales de los 80 y principios de los 90. Un currante, que fue clave en el ansiado ascenso del Deportivo a Primera en la 90-91. Su trabajo y su constancia todavía son recordados en la afición deportivista.

Sabin era el típico futbolista que al final siempre se ganaba el puesto, aunque en pretemporada hubieran varios por delante de él. Desde el lateral izquierdo se mostraba siempre tan luchador como atrevido y suyo fue el primer gol del Deportivo de la Coruña en su vuelta a Primera en 1991. En Riazor jugó del 89 al 93, hasta que siendo un veterano ya no tuvo cabida en el Superdepor y se retiró en el Granada que por aquel entonces era el que estaba en el pozo de la Segunda B.

No tardó en volver a A Coruña, colaboró con Arsenio Iglesias cuando colgó las botas en el Granada, y montó una panadería en la ciudad. Un currante, y un profesional como pocos, que no le importa levantarse temprano ahora que ya no vive del fútbol, y al que el destino le ha llevado a apasionarse por otros deportes, su hija María lleva su constancia en la sangre, y es medallista nacional de patinaje artístico.

Cromo Sabin Bilbao Ediciones Este