Carmelo Navarro

Hoy 10 de septiembre de 2020 el Cádiz cumple 110 años y en este día del cadismo vamos a recordar a un futbolista carismático, santo y seña del club gaditano en sus buenos años en Primera y referente de aquel fútbol premetrosexual que tanto añoramos algunos, Carmelo Navarro.

«El Beckenbauer de la Bahía» fue un gran defensa, elegante y con gusto para tratar el balón, que junto a su físico y su carácter maravilló a la afición futbolera de los 80 y 90, convirtiéndose en uno de los futbolistas que mejor representan la época de esplendor del Cádiz en Primera. Jugó para Racing Portuense, Salamanca, Betis y Recreativo con altibajos y lesiones, antes de llegar a Cádiz con su valedor Victor Espárrago. En Cádiz marcó una época. Se desempeñó como líbero y lo dio todo, estuvo a tope, y recuerda ese vestuario con nostalgia “aquel vestuario era una locura, lo recuerdo con mucho cariño. Yo llegué allí con 28 años, ya un poco de vuelta de muchas cosas, y conmigo había otros en igual situación: Pepe Mejías, el Mago, Chico Linares,…Éramos una pandilla de amigos inseparables”. 

Tras ganarse a la afición de toda España, Carmelo hizo de comentarista para Canal + en los partidos de segunda durante varias temporadas y luego se echó a las botellas, a dirigir una empresa de vinos. 
¡Ese cadi oé!