Dalian Robert Atkinson

Hoy se cumplen cinco años del extraño y lamentable fallecimiento de Dalian Atkinson, que recibió varios disparos con pistola táser de manos de un policía. Triste y todavía enigmático final para un futbolista al que se le recordaba con simpatía en su paso por la Liga.

Y es que Atkinson dejó constancia de lo buen delantero que era en su única temporada en la Real Sociedad, la 90-91, marcando a los equipos grandes de la Liga (Real Madrid, Barça, Atlético de Madrid y Valencia) y colaborando para que su equipo lograra la victoria en el Bernabéu y el Camp Nou.

Era un delantero fuerte y veloz, con una arrancada imparable, y bastante técnico; la Real Sociedad no dudo en pagar más de 300 kilo de las antiguas pesetas para traerlo a jugar con otros dos británicos, John Aldridge y Kevin Richardson, siendo Atkinson el primer jugador negro en vestir la camiseta txuri-urdin. Probablemente por ello, la afición le apodó «txipirón» al poco de llegar a Donosti, y si a Aldridge le obsequiaban con un chuletón por cada gol que conseguía, hubo una peña que hizo lo mismo con Atkinson, pero con un queso Idiazabal. Hasta que un día los seguidores de la peña vieron cómo lanzaba el queso recién regalado por la ventana de su coche deportivo. Solo estuvo una temporada en la Real Sociedad, pues con fama de fiestero la directiva prefirió venderlo al Aston Villa y recuperar el dinero invertido. Con los villanos, Dalian Atkinson marcaría uno de los mejores goles que se recuerdan de la historia de la Premier League.

https://www.youtube.com/watch?v=RPQiNjHZfDc

Tras su paso por el Aston Villa se convirtió en uno de esos futbolistas que van cruzando fronteras de equipo en equipo a la vez que su rendimiento decae. Pasó por Fenerbahçe, Metz, Manchester City, Ittihad FC de Arabia Saudí y los clubes surcoreanos Daejeon Citizen y Jeonbuk Hyundai Motors, donde colgó las botas en 2001.

«Mi hermano estaba perdido. Estaba en un estado maniático depresivo, fuera de sus cabales y desvariaba» dijo su hermano Kenroy tras una dramática muerte que conmocionó al mundo del fútbol y que seguramente se hubiera podido evitar.

Cromo Ediciones Este. Atkinson. Real Sociedad